jueves, 14 de octubre de 2010

El sonido cristalino

EL SONIDO CRISTALINO

El sonido cristalino
quedó mudo en tu presencia

La tarde cayó y tú,
ufana en una esquina,
consumiendo mi silencio.

Pasos ausentes cruzaron el río
camino de tu casa…

Río seco, alma triste,
noche sin luna…

La mesa alegró las almas
mientras yo,
absorto en tu cara,
consumía en silencio
los silencios de tu mirada.

(Trinidad)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada